Nacionales, Reportes

Dispararon dos veces al pecho de cada uno de los 13 ejecutados en Petare, asegura Zair Mundaray

El ex director de Actuación Procesal del Ministerio Público sostiene que “la similitud de las heridas indica una posibilidad altísima de ejecuciones extrajudiciales» durante una razia en el barrio José Félix Ribas, el 8 de mayo
Reporte Proiuris
Erick S. González Caldea

Zair Mundaray, ex director general de Actuación Procesal del Ministerio Público exiliado en Colombia, considera que existe evidencia forense para afirmar que las 13 personas fallecidas durante la razia policial-militar realizado el 8 de mayo en Petare fueron ejecutadas extrajudicialmente.

“Hasta el momento 13 muertos (en Petare). Como hallazgo forense, todos disparos a distancia en tórax anterior (de frente) doble tap (técnica de disparar dos veces seguidas sobre el mismo blanco). Esto es imposible que ocurra 13 veces seguidas”, enfatizó Mundaray a traves de su cuenta en Twitter, la mañana de este 13 de mayo de 2020.

En el procedimiento referido por Mundaray participaron aproximadamente 600 funcionarios de las Fuerzas de Acciones Especiales de la Policía Nacional Bolivariana (Faes-PNB), el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), el Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (Conas) y de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB).

De los 12 muertos reportados el 8 de mayo, el único identificado fue Brian Cedeño, un promotor deportivo conocido en la zona de José Felix Ribas, cuyos vecinos aseguraron que fue ejecutado por las FAES.

Mundaray explicó que la similitud de las heridas de los fallecidos, aunado al hecho que todos supuestamente se enfrentaron contra las fuerzas de seguridad del Estado, podría aumentar la posibilidad de que se cometieran exceso en la actuación estatal.

“La similitud de las heridas, indica una posibilidad altísima de ejecuciones extrajudiciales. Los cuerpos no están siendo entregados a sus familiares para velatorios, sino están siendo enterrados de forma controlada por órdenes del Min de Interior, tal como lo hicieron en el caso Masacre del Junquito”, recordó Mundaray.

También puedes leer: Razzia policial en Petare terminó en masacre: 12 muertos

Proiuris, ONG defensora de los derechos humanos, a través de su investigación Las FAES Matan con patrocinio del Estado, reveló que uno de los patrones usados por los funcionarios de seguridad del Estado es el disparo en el pecho (tórax) con el fin de causar un shock hipovolémico: una pérdia abrupta de flujos sanguíneos que causa la muerte en menos de 20 segundos.

“Se dispara a zonas vitales para causar la muerte ipso facto. Y si el herido permanece vivo, les basta demorar el traslado a un centro de salud para que fallezca en el camino”, se lee en el trabajo publicado por la ONG Proiuris, en el apartado shock hipovolémico.

Mundaray, quien ahora funge como consultor jurídico de la Embajada de Venezuela en Colombia, agregó que esta técnica (doble tap) fue puesta en práctica durante las Operaciones de Liberación del Pueblo (OLP), que causaron la muerte de aproximadamente 500 personas a manos de las fuerzas policiales, según datos revelados por la fiscal general en el exilio Luisa Ortega Díaz.

“En estos casos, las personas son detenidas, colocadas frente al tirador, quien dispara dos veces. Las trayectorias intraorgánicas no muestran inclinación arriba hacia abajo o viceversa) sedal, ni lateralidad (izquierda a derecha o viceversa). Esto sugiere que la víctima está inmóvil y sometida antes de recibir las heridas mortales”, explicó Mundaray en su cuenta Twitter.   

“Esta técnica fue puesta al descubierto durante los operativos OLP, donde se perfeccionaron los mecanismos de asesinar masivamente. Esto denota la importancia de la criminalística y las ciencias forenses”, señaló.

Hasta el momento, las autoridades venezolanas no han ofrecido mayores explicaciones sobre los hechos ocurridos en el barrio José Félix Ribas. Familiares de las víctimas tampoco han podido contar su versión de los hechos, los cuales apuntan a la perpetración de una masacre a travésde ejecuciones extrajudiciales.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *