Nacionales, Reportes

Lo mataron a un mes de haber salido de la cárcel de Fénix

Ramón Antonio Mendoza Reyes, de 21 años de edad, habría sido ejecutado por funcionarios de las FAES que irrumpieron en su residencia de madrugada pidiendo dólares
Reporte Proiuris
Karina Peraza Rodríguez

A las 4:00 de la mañana del viernes 17 de enero golpearon violentamente la puerta de una vivienda en el sector 4 del barrio La Paz, ubicado en la parroquia Juan de Villegas, al oeste de Barquisimeto, estado Lara.

La mujer y tres de sus hijos se levantaron sobresaltados. Ella se asomó y vio a un grupo de  hombres armados. Le dijeron que eran de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana.

Familiares relataron que a la madre la sometieron y la encerraron en el baño junto con el hermano menor de 13 años de edad, a quien apuntaron con un arma. A los otros dos hombres, de 31 y 21 años, los arrodillaron en la sala y los apuntaron con un arma de fuego.

Los efectivos de las FAES preguntaron por “los dólares” y el hermano mayor respondió que no tenían nada.

“Tú tienes antecedentes”, expresó uno de los agentes de las FAES, dirigiéndose al hermano mayor, el cual respondió que no. Al preguntarle lo mismo a Ramón Antonio Mendoza Reyes, de 21 años de edad, este respondió que sí y que había salido hace un mes de la cárcel de Fénix Lara.

También puedes leer: “Ministerio Público se compromete a investigar masacre de Turumo”

Los del FAES se interesaron más en él y de inmediato le preguntaron cuándo había salido en libertad y bajo qué condición. “Moncho”, como lo llamaban sus familiares, les explicó a los funcionarios de las FAES que se encontraba bajo presentación en tribunales cada 15 días; que le habían concedido libertad condicional a través de un Plan Cayapa aplicado en diciembre de 2019.

Los hombres de las FAES insistieron en pedir dólares para no llevárselos. Sin embargo, los familiares que prefirieron mantener su identidad bajo reserva por temor a represalias, aseguraron que no tenían dólares que darle a los policías de las FAES.

La madre del joven y el hermano menor fueron sacados de la casa y trasladados hasta la sede de la Base Territorial de Inteligencia (BTI) de las FAES.

Al hermano mayor le pusieron una franela en la cabeza, pero pudo ver como se llevaron a Ramón Antonio. Pocos minutos después se escucharon unos disparos y los vecinos aseguraron que aproximadamente a las 6:00 am vieron como los uniformados habían tirado “algo” para la parte de atrás de la camioneta donde llegaron al barrio La Paz.

Los vecinos también aseguran que dentro de la vivienda entraron al menos diez hombres armados y que algunos andaban encapuchados. Precisaron que dos eran mujeres. La calle fue cerrada y todos los habitantes del barrio se alarmaron.

También puedes leer:”Requesens: sicarios de la justicia se mantienen por la fuerza”

Al pasar las horas, otros integrantes y allegados a la familia se movilizaron en su búsqueda, hasta que un funcionario de las FAES: “busquen en la morgue”. En efecto, en la morgue del Hospital Central Antonio María Pineda estaba el cadáver de Ramón Antonio, con un disparo en el pecho.

Los familiares lamentan que todo esto haya pasado de esa forma. Admitieron que el hombre presuntamente ejecutado por las FAES había estado 11 meses detenido: primero en una comisaría del CICPC y tras ser penado a 4 años de prisión lo trasladaron a la Comunidad Penitenciaria Fénix Lara.

“Moncho estaba tranquilo, no estaba trabajando todavía, pero se mantenía en la casa, muy pendiente de su hijo de año y medio. No tenía arma alguna por lo tanto es falso que se trate de un enfrentamiento”, declaró en las afueras de la morgue un familiar e informó que además de matar al joven los funcionarios de las FAES robaron una tablet, unos teléfonos celulares y dinero en efectivo.

Barrios “saturados”

Según la versión oficial ofrecida por las FAES, el joven asesinado era el líder de una banda conocida como “El Monche”, dedicada a la venta y distribución de estupefacientes y psicotrópicos, así como al robo a mano armada.

Aseguraron los funcionarios de las FAES que se trasladaron hasta el barrio La Paz para realizar un “operativo de saturación”, que observaron a un hombre con las características que le habían mencionado en una denuncia previa, mediante la cual describieron al líder de esa banda. La versión oficial indica que al ser avistado por la comisión policial, ese hombre abrió fuegos y se generó el supuesto enfrentamiento.

Un revólver calibre 38 sería el arma que según las FAES usó Ramón Antonio para disparar en contra de la comisión. De la misma forma informaron que luego de ser mortalmente herido el joven fue trasladado a un centro médico.

Related Posts

One thought on “Lo mataron a un mes de haber salido de la cárcel de Fénix

  1. Beatriz Reyes dice:

    No logro entender porque si una persona comete un delito y ya es sancionado privado de libertad…Le dan un Beneficio, segun porque estudiaron el caso y lleva una buena conducta…..Porque vienen a sus casas a arrebatarles la vida. Se supone que es para darles una oportunidad de regenerarse…Pero tristemente en mi Pais Venezuela las leyes no se cumplen…Y llegan los que se creen dueños de la vida de los seres humanos a acabar con elloos…..Tristemente esa es la realidad de muchas familias que hoy en dia hemos perdido a un ser amado……

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *