Reportes

Golpe al Poder Legislativo fue rechazado por 19 países

La elección fraudulenta de la directiva de la Asamblea Nacional promovida por el oficialismo también es repudiada por el Grupo de Lima, la Unión Europea y la Organización de Estados Americanos
Reporte Proiuris

La junta directiva de la Asamblea Nacional que fue elegida de forma fraudulenta este 5 de enero no es reconocida por 19 países y varias organizaciones internacionales.

La comunidad internacional no solo ha rechazado las irregularidades en la elección de las autoridades del Poder Legislativo, sino también la censura y las acciones violentas que se registraron en torno al acto, incluyendo el hostigamiento a diputados horas antes de la sesión.

Entre los países que se han pronunciado en contra de estas acciones están: Ecuador, EE.UU., Costa Rica, Bolivia, Argentina, Canadá, Portugal, Paraguay, Honduras, Uruguay, Chile, España, Brasil, Colombia, Guyana, Guatemala, Honduras, Panamá y Perú.

Por otro lado, hicieron público su rechazo a la designación de Luis Parra como presidente de la Asamblea Nacional, la Organización de Estado Americanos (OEA), la Unión Europea (UE) y el Grupo de Lima como bloque.

Ante las acciones ilegales y considerando que de acuerdo con el artículo 1 del Reglamento Interior y de Debates de la Asamblea Nacional es permitido que la Junta Directiva disponga sesionar en un lugar distinto al Palacio Federal Legislativo, se convocó a una nueva sesión de instalación del período anual de la Asamblea Nacional en la sede del diario El Nacional, en la cual estuvieron presentes 100 diputados, los necesarios para conformar el quórum de funcionamiento de la AN.

En esta sesión Juan Guaidó fue ratificado como Presidente de la Asamblea Nacional mientras que los diputados Juan Pablo Guanipa y Carlos Berrizbeitia fueron designados como Primer Vicepresidente y Segundo Vicepresidente de la Asamblea Nacional, respectivamente.

Pronunciamientos

Para el secretario adjunto del Departamento de Estado para asuntos del Hemisferio Occidental, Michael Kozak, “Juan Guaidó sigue siendo el Presidente Interino de Venezuela bajo la Constitución. La falsa sesión de la Asamblea Nacional careció de quórum legal. No hubo voto. Acciones desesperadas del régimen de Maduro para evitar ilegalmente y a la fuerza que Guaidó y la mayoría de diputados de la AN ingresaran al edificio hacen que el “voto” de esta mañana (del domingo), carezca de quórum y no cumpla los estándares constitucionales mínimos, es una farsa”, escribió en su cuenta en Twitter.

El presidente ecuatoriano Lenín Moreno sostuvo que “el atropello contra Juan Guaidó es una nueva muestra del autoritarismo del régimen de Maduro. Aleja aún más a Venezuela de la senda democrática que el mundo entero le augura”, por lo que manifestó su “solidaridad con las fuerzas democráticas” de Venezuela.

Asimismo, Costa Rica, a través de su cancillería emitió un comunicado en el que expresa “la inaudita y burda maniobra exhibe la naturaleza del régimen y constituye un grave golpe a la institucionalidad democrática”. En el escrito advierten que Costa Rica “no reconocerá ninguna representación que pretenda el régimen de Maduro, pues carece de toda legitimidad. Al mismo tiempo, reitera su solidaridad con el presidente Juan Guaidó, con los diputados de la Asamblea Nacional y con el pueblo venezolano en su lucha por restaurar la democracia”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Para el gobierno de Bolivia, se trata de una “manipulación e intervención de Nicolás Maduro en las  decisiones de la Asamblea Nacional en contra de la democratización plena de Venezuela”, por lo que también reiteró su apoyo a Juan Guaidó.

La cancillería de Portugal condenó “enérgicamente la violencia perpetrada por las fuerzas de seguridad contra el presidente legítimo de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, y contra los diputados de la oposición”. A su vez, sostuvo que cualquier presunta elección celebrada fuera de la ley y las normas democráticas “es inadmisible y constituye una violación de la legitimidad de la Asamblea Nacional y una violación de la voluntad soberana del pueblo venezolano”.

Paraguay, a través de su cancillería, rechazó las acciones violentas ocurridas en la sede del Poder Legislativo y consideró que “se ha atentado una vez más contra el último bastión democrático subsistente en Venezuela y muestra una vez más las intenciones de Maduro y sus allegados de evitar, a cualquier costo, el desarrollo de comicios libres y transparentes en el seno de la Asamblea Nacional”.

En su cuenta en Twitter, el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) señaló que se trató de “obstrucción por parte de autoridades del régimen de Maduro a diputados de la oposición en su labor de representantes”. Destacó que “el acoso debe cesar. La elección del presidente de la AN debe darse con el quórum y mayorías necesarias y según el reglamento de la Cámara”.

A juicio del canciller de Brasil, Ernesto Araujo, “Maduro intenta evitar por la fuerza un voto legítimo en la Asamblea Nacional y la reelección de Juan Guaidó para la presidencia de la AN y el gobierno interino, crucial para la redemocratización del país”, y anunció que su gobierno no reconocerá ningún resultado “de esta violencia y afrenta a la democracia”.

Entre los gobiernos que se pronunciaron en contra de los actos ilegítimos y violentos generados por el régimen de Nicolás Maduro destaca el de Colombia, que a través de su Ministerio de Relaciones Exteriores, sostuvo que este nuevo atentado contra la democracia “debe ser condenado por todos los Estados comprometidos con la vigencia del Estado de Derecho y los Derechos Humanos”. De igual forma, advirtió que “el resultado de un proceso de elección de la Mesa Directiva realizado de manera fraudulenta, sin transparencia ni garantías, no será reconocido por el Estado colombiano”.

El Grupo de Lima también emitió un comunicado en el que expresó que “la Asamblea Nacional tiene el derecho constitucional de reunirse sin intimidaciones ni interferencias para elegir a su Presidente y directiva, por lo que desconocemos el resultado de una elección que vulnera esos derechos y que se ha dado sin la plena participación de los diputados que acudieron a la sesión”, se lee en el escrito.

La Unión Europea sostiene a través de un comunicado que no es aceptable que la Asamblea Nacional, como órgano legítimo democrático de Venezuela, no haya podido cumplir con el mandato que ha recibido del pueblo venezolano. “Estas irregularidades no son compatibles con un proceso electoral legítimo para el presidente de la Asamblea Nacional. Constituyen un nuevo paso en el deterioro de la crisis venezolana. Como consecuencia, la Unión Europea continúa reconociendo a Juan Guaidó como el presidente legítimo de la Asamblea Nacional”, expresa.

A la lista de organizaciones internaciones que se pronunciaron en contra de los actos protagonizados por el régimen de Maduro, se suman la OEA, la cual reiteró su condena “al intento fraudulento, con utilización de la violencia y la intimidación, por el cual en la presente jornada (del domingo) se ha pretendido despojar a Juan Guaidó de su calidad de Presidente encargado de Venezuela y de Presidente de la Asamblea Nacional del país”.

Con este criterio la OEA consideró “nulo y carente de todo valor jurídico este nuevo intento de usurpación realizado en base a prácticas espurias, y reitera la necesidad de mantener el apego a las normas constitucionales en la última institución legítima que perdura en el país”, al tiempo que saludó la reelección del presidente encargado y presidente de la Asamblea Nacional Juan Guaidó, con el apoyo de 100 parlamentarios y cumpliendo con el quórum normativo correspondiente.

 

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *