Nacionales, Reportes

Reprimen a manifestantes en Cotiza que apoyaron a militares sublevados

Con gas lacrimógeno y perdigones funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana y de la Guardia Nacional Bolivariana arremetieron contra los vecinos que salieron a las calles para sumarse al repudio a Nicolás Maduro
Erick S. González Caldea

“No queremos bonos, no queremos Clap, queremos que se vaya Nicolás”, gritaban al unísono los habitantes de Cotiza, quienes salieron a de sus residencias este lunes en apoyo a los funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana que se sublevaron la madrugada de este lunes 21 de enero.
La represión por parte de funcionarios de la Fuerza de Acciones Especiales de la Policía Nacional Bolivariana y del Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro de la Guardia Nacional Bolivariana fue la respuesta del Estado, que trancaron la Calle Real de Cotiza con barricadas. Dispararon indiscriminadamente gas lacrimógeno y perdigones.
A través de las redes sociales, los manifestantes mostraron su rechazo al gobierno. Los funcionarios de seguridad se mantuvieron en un extremo de la calle, mientras los manifestantes respondían detrás de las barricadas a los ataques por parte de los funcionarios de los cuerpos de seguridad del Estado.


“Muy temprano comenzaron a lanzar las bombas. En esta zona viven muchos niños y hay preescolares cerca, tuvimos que sacarlos porque se ahogaban en el salón”, enfatizó una de las habitantes al portal web NTN24.

Militares sublevados

La protesta inició luego del llamado a la calle formulado por un militar que se identificó como sargento Figueroa. A través de un video que se difundió por las redes sociales desconoció la autoridad de Maduro como presidente de la República. “Estamos unidos para restablecer el hilo constitucional, ya basta. Aquí estamos señores, necesitamos el apoyo de la gente”, dice en uno de los audiovisuales.

Tras la represión por parte de los funcionarios de seguridad del Estado, los habitantes de Cotiza armaron las barricadas | Foto: Miguel Gutierrez
Según fuentes policiales, 27 de los presuntos sublevados fueron detenidos en la mañana por un comando del Conas, apoyado por funcionarios de la PNB. Serían procesados por un tribunal militar.

Ataques a la prensa

Joan Camargo, reportero de Caraota Digital, y Luis Parada, periodista de Unión Radio, fueron víctimas de la represión policial, durante la cobertura de las manifestaciones en Cotiza.


Camargo fue detenido por funcionarios de la PNB, quienes le quitaron su teléfono, mientras realizaba la cobertura de la manifestación en Cotiza. Lo tuvieron bajo custodia por unos minutos y le borraron el material de trabajo.


Parada, por su parte, fue herido por un perdigón en una de sus piernas, según informó el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP).

De Cotiza a San Bernandino

Antes del mediodía de este lunes, habitantes de San Bernandino, en Caracas, formaron dos barricadas en unión a los manifestantes de Cotiza. Efectivos de la PNB, GNB y Conas llegaron al lugar y también reprimieron a los manifestantes.


La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela establece en su artículo 68 el derecho a manifestar pacíficamente en el país. “Los ciudadanos y ciudadanas tienen derecho a manifestar, pacíficamente y sin armas, sin otros requisitos que los que establezca la ley. Se prohíbe el uso de armas de fuego y sustancias tóxicas en el control de manifestaciones pacíficas. La ley regulará la actuación de los cuerpos policiales y de seguridad en el control del orden público”, dicta la ley.
La Carta Magna establece también que el Estado debe garantizar la vida e integridad física de los manifestantes y hacer un uso proporcional y diferenciado de la fuerza.
Foto: Miguel Gutierrez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *